¿Qué tipos de Depósito a Plazo existen?

Si estás pensando en invertir, el Depósito a Plazo es una buena forma comenzar, ya que consiste en depositar cierta cantidad de plata en una institución financiera, para que genere intereses durante el periodo que tú estimes conveniente.

Los Depósitos se pueden clasificar en dos tipos, dependiendo de la manera en la que se devuelva la plata:

Consiste en que la institución tiene que devolver las ganancias depositando los reajustes e  intereses hasta la fecha en el día prefijado por ambas partes.

Es similar al fijo, pero este tiene la posibilidad de extender automáticamente el periodo por los mismos días, en caso de que el cliente no retire su plata.

Elige el que mejor se ajuste a ti y haz crecer tu plata.

Compartir

Etiquetas

Contenido relacionado